escocia-060614.jpg

Ya hemos mencionado más de una vez todas las amenazas que los gobernantes con sede en Londres, que representan al núcleo del Reino Unido, han emitido para con las autoridades escocesas en la previa del Referéndum que determinará la Independencia o no de este país. Pues bien, según estas mismas personas, el caso de Cataluña es completamente distinto al de la nación del norte del continente.

Eso se desprende de las recientes declaraciones del secretario de Estado de Comercio e Inversión de Reino Unido, Ian Paul Livingston, quien consultado al respecto ha asegurado que se trata de dos situaciones completamente distintas, sobre todo por los factores de “composición e historia”, y que si una Escocia independiente debería salir de la Unión Europea, Cataluña tendría que ser sometida a debate.

Para pasarlo en limpio, que como Londres no quiere que Escocia se independice, da por seguro que éste nuevo país tendría que estar por fuera de la comunidad del continente, cuando en el caso de Cataluña todo estaría por verse. “Desconozco las particularidades de Cataluña”, aseguró posteriormente Livingston, dejando en claro que en realidad su único interés tenía que ver con volver a amenazar a Escocia con lo que sucederá en caso de Independencia.

“Escocia está en una de las uniones de países más exitosas que han existido. Esto lo demuestra el hecho de que yo sea ministro. dijo el presidente de Estados Unidos, Barack Obama, que Escocia sería mejor si permanece en Reino Unido”, manifestó luego el propio Ministro, en semanas en las que la campaña oficial por la Independencia en Escocia acaba de comenzar, y que se antojan decisivas para decantar el voto del público mayoritario.

Vía: Europa Press
Imagen: Telegraph